‘Agencia de colocaciones’

El panista Enrique Rivas, va de mal en peor, y es que, el presidente municipal de Nuevo Laredo, prometió que su administración no sería una agencia de colocaciones para darle chamba a sus amigos, y está haciendo exactamente lo contrario, o lo que es peor, le dio chamba a la mitad de los empleados que le heredó su hermano putativo, a los que a huevo, nomás porque los tiene muy azules, CCR le endilgó a Kike, quien tuvo que acatar las órdenes de su patrón, yo digo que en lugar de haberse injertado pelo en el copete se hubiera hecho una transfusión de testosterona para defenderse del canalla del dizque su hermano del alma, espero que Kike no tome a mal mis comentarios del pelo, pero en un hombre se ve mal que ande con esas mamadas de andarse cuidando la apariencia física, nada más falta que también se embarre mascarillas de pepino para que no se le frunza el cutis, y lo que digo de los empleados del ayuntamiento es por quérazón puso al Dr. Jorge Pérez Santos como director del Hospital Civil, y conste que no lo digo por mal, pero en ese hospital se necesita la mano firme de un verdadero profesional que tenga conocimientos de administración y manejo de personal, y yo por ningún lado le veo a Jorge que tenga carácter para enfrentar este reto con denuedo y valentía, Rivas se equivoca con este nombramiento, estoy de acuerdo si lo hubiera puesto a chambear en un dispensario médico de algún barrio marginado de nuestro agraviado Nuevo Laredo, además, el Hospital Civil requiere de auxilio inmediato para proveerse de los insumos indispensables para seguir funcionando y atender a la gente del pueblo, Kike debería de meterle dinero a ese sanatorio en lugar de andar viajando con una gruesa comitiva (runfla) a costillas del erario, y sugiero que a Jorge lo deje donde estaba, y si estaba en su casa que lo deje ahí, que en este momento, el Civil requiere una reestructuración completa y a fondo en todos los sentidos, en otros asuntos, pero hablando de lo mismo, me acabo de enterar que CCR en complicidad con su segundo síndico y su secretario particular, con malas artes, valiéndose de tráfico de influencias y haciendo uso de chapuzas legales, le arrebataron un predio a la Logia Masónica Número 90., y miren ustedes, queridos lectores, estos bandidos panistas, presentaron documentos falsificados por ellos mismos ante el tribunal para echar atrás la donación que el gobierno neolaredense le hiciera a los masones en el año de 1961, nada más hay que ver esta historia de corrupción para darnos cuenta de la baja estofa e inmoral conducta de estos panistas que no son hijos de su mamá sino de otra señora, CCR y su manada de cómplices dieron en pensar que se iban a salir con la suya, estos cabrones pianistas son peor de rateros y marrulleros que caciques de ejido, espero que los masones no se dejen humillar de esta manera y que les metan una demanda penal contra la mafia de abogangsters del ayuntamiento que están cortados todos por la misma tijera, y otra hazaña de Rivas es que despidió a tres empleadas de la regidora de oposición, Adriana Ramirez Rubio, que interpeló la presentación de Marco Antonio Martínez García ante el Cabildo en pleno, evento que se convirtió en un sainete, y es que, el corrupto e inmoral director de comunicación social no supo cómo explicar los excesivos gastos en publicidad y pago de portales hechos al vapor y con las patas a amigas y amigos suyos, así que, evidentemente, Rivas ha de haber puesto el grito en el cielo, porque le tocaron a su protegido, y en represalia por haber ofendido a su chaparrito cuerpo de uva (sabrá Dios que jueguito secreto se traen entre ellos) al despedir a estas empleadas, Rivas demostró que no respeta a las mujeres y como buen panista es machista y misógino, pero esta es una raya más al tigre de la prepotencia, y desde esta Guillotina protesto enérgicamente contra Rivas por actuar de manera tan visceral contra esta pobre e indefensa mujer que solo está haciendo su chamba a favor y en defensa del pueblo. Ya dije